Mitología contemporánea

Guy Debord señaló una particularidad de nuestro tiempo que probablemente se perpetúe en el futuro: dijo que “por primera vez, los dueños de todo lo que se dice son los mismos que los de todo lo que se hace”. Lectores formados por los medios de comunicación y no por la literatura, ni siquiera en suSigue leyendo “Mitología contemporánea”

La historia sigue viaje

Mientras Madison habla a Fiona y Joan a Julie, Charlie y Tamara callan; él trata de imaginar lo que ella piensa mientras piensa en ella como madre, identidad o rol que le cabe si es que Madison al volante es el marido o cumple ese rol y Fiona ocupa ahora el lugar que debe corresponderleSigue leyendo “La historia sigue viaje”

Retrato del lector adulto

El brazo extendido con el libro lejos, estudiándolo, manteniéndolo a distancia, en la ventana desde la que se veían las bailarinas del estudio de enfrente, en el primer piso, al otro lado del tráfico, cuyo ruido se mezclaba en el estéreo mental con el de los tacos y las bolas de billar que venía delSigue leyendo “Retrato del lector adulto”

Lo que se esconde a los niños

Sexo y violencia son tradicionalmente dos de los reclamos más pertinaces del espectáculo para adultos, a la vez que dos clásicos favoritos de la censura. Sobre esta última, en nuestra época, la red tiende un velo mediante la proliferación de imágenes que escapan a toda regulación, pero este relevo de la curiosidad por la exhibiciónSigue leyendo “Lo que se esconde a los niños”

El guante de la amargura

Desaire. Un buen libro es un desafío a las costumbres de los lectores. Habitualmente éstos no lo recogen: ni el desafío, ni el libro. Ruido blanco. “Que tus palabras sean dignas del silencio que rompen.” La baja calidad del silencio característico de la conciencia del televidente modélico ha hecho la fortuna de los medios. SinSigue leyendo “El guante de la amargura”

Literatura comprometedora

Tal vez por eso mismo el arte te hace suyo, porque sólo precisa, mas no miente, por cuanto su ley primera es, sin duda, la vida propia del detalle. Joseph Brodsky, El candelabro Hace ya más o menos medio siglo que la idea del compromiso, del engagement y de la literatura comprometida sobre la queSigue leyendo “Literatura comprometedora”